Proceso de valorización de residuos inertes

Según el Real Decreto 105/2008 sobre la producción y gestión de RCD (residuos de construcción y demolición) la gestión de residuos inertes debe realizarse por parte de empresas autorizadas.

En la planta de inertes está prohibido arrojar residuos orgánicos o tóxicos, lo que ayuda a realizar una valorización del residuo y convertirlo en zahorra reciclada limpia.

PROCESO

Detallamos el proceso que llevamos
a cabo en nuestra planta de residuos inertes.

Primera fase

Báscula, recepción, clasificación y pesaje.

El vehículo de tranporte de RCD aparca sobre la báscula. Allí se le realiza el control de residuos, se toman los datos y se procede al pesaje.

Segunda

Playa de descarga.

Llamamos playa a la zana de descarga de los residuos brutos.

Allí nuestros operarios realizan el triaje manual de materiales impropios grandes para su reciclaje en otras plantas (plásticos, maderas, chatarras…).

Tercera

Molienda.

Los residuos inertes se colocan en una plataforma de recepción y mediante una cinta transportadora avanzan por las diferentes fases.

La primera es la molturación de residuos áridos más grandes.

Cuarta

Alimentador intermedio.

Los residuos molidos pasan a la zona del regulador de cantidad de residuos para criba y triaje mecánico.

Quinta

Triaje mecánico

En esta última fase se realiza una limpieza exhaustiva de los áridos, en ella se extraen los pequeños residuos no pétreos que pudieran aparecer para que los áridos resultantes sean totalmente limpios y óptimos para su utilización en cualquier obra.

El resultado son dos aridos bien diferenciados:
1- zahorra reciclada 0-20
2- árido reciclado 20-80
Materiales totalmente limpios y listos para su utilización en cualquier obra. ¿Quieres conocer más sobre la zahorra reciclada? Haz click aquí.

Apuesta por la reutilización de residuos no peligrosos

¿Necesitas una gestión de residuos y valorización de estos para un nuevo uso?

Contacta con nuestro equipo sin compromiso y te asesorarán en todo el proceso.